viernes, 15 de abril de 2016

Robot Wars (1993) dirigida por Albert Band

Este film fue concebido como una de las producciones más grandes según el realizador y ejecutivo principal en Full Moon Entertainment Charles Band, el proyecto había surgido a fines de 1991 presentando los borradores con los primeros diseños de los robots en la octava edición del Full Moon Videozone correspondiente a Demonic Toys, ya que siempre quiso continuar con una película en la misma línea que Robot Jox, realizada durante su etapa en la Empire Pictures pero con una mejor historia. La idea era mejorar ese concepto y con nuevos diseños, sobre la tecnología de los robots gigantes manejados por humanos donde uno malo destruía un pequeño pueblo y aparecía uno bueno para combatirlo, donde estaba previsto lanzarla durante 1992.
Al igual que en el film Doctor Mordrid, la iba a codirigir junto a su padre Albert Band (veterano realizador de películas), en ese entonces optaron por esa modalidad ya que las constantes tareas de Charles como CEO de Full Moon implicaban manejar desde su oficina varios proyectos a la vez, su distribución, coordinar con varias personas de su equipo que trabajaban en el enorme estudio y cuartel principal que tenía la productora por aquél entonces en Glendale, California, lo cual hacía que su padre dirigiera cuando él estaba ocupado manejando la compañía. En esta oportunidad no se pudo repetir el mismo esquema de codirección ya que su hijo no pudo ocuparse del proyecto que se retrasó hasta la segunda mitad del 92 para ser estrenada como el primer lanzamiento de 1993; Albert Band directamente al ver que no se presentó en el estudio durante el primer día de rodaje comenzó a dirigirla sin esperarlo más. La idea de Albert era narrar visualmente una historia siguiendo el guión escrito por Jackson Barr (regular en varios proyectos de Full Moon), que había hecho cambios de aquella historia básica ideada por Band donde ahora se centraba mayormente en disparos y combates.
La música fue compuesta por David Arkenstone, el conocido Adolfo Bartoli fue el director de fotografía y Margeret-Anne Smith se encargó de editar el film.
El elenco se compone de Don Michael Paul interpretando al Capitán Drake, Barbara Crampton como Leda, James Staley hace de Stumpy, Danny Kamekona interpreta a Wa-Lee, Yuji Okumoto es Chou-Sing (volviéndose a reunir estos dos últimos actores desde Karate Kid 2), Lisa Rinna hace a Annie (que como dato era amiga de Barbara Crampton en la vida real y que hizo la audición para estar en una película de Full Moon donde luego la invitaron a audicionar en esta película), Peter Haskell como el jefe Rooney, Steve Eastin es el piloto Boles, J. Downing hace del teniente Plunkett y Sam Scarber es el teniente Pritchard.
El equipo técnico se trasladó al caluroso desierto de California donde se rodó la mayor parte de la película y para mostrar la vieja ciudad se utilizaron calles de la ciudad de Taft, también en California. Como en aquellas producciones de Full Moon Entertainment que se requería, el equipo de David Allen Productions fueron los encargados de realizar los efectos visuales de stop-motion de los dos Megarobots, haciendo su trabajo en el estudio con los robots construidos en tamaño mediano y simulando el paisaje del desierto bajo la coordinación de David Allen; además para las escenas dentro de las cabinas o la unidad de transporte con pantalla azul en los fondos, la compañía Motion Opticals, inc. realizó la mezcla de las sombras y la toma central hechas en interiores más los fondos del desierto filmados por la gente de David Allen uniendo todo ese material logrando los efectos fotográficos especiales requeridos mediante una máquina de impresión óptica que refilmaba todo ese celuloide por separado en una sola película; también esta empresa se encargó de hacer los títulos de la película.
Robot Wars se estrenó finalmente para el mercado del video hogareño, como los títulos de la productora, el 28 de abril de 1993 bajo Paramount Home Video. Como dato curioso en países como Alemania se la conoce por el nombre Robotjox 2, aunque no es una secuela de esta película, al igual que otro film anterior de Full Moon (Crash and Burn) en Europa la han querido pasar como si fuera una secuela de aquella aunque las tramas de los dos títulos no tienen nada que ver entre sí.

Argumento

En un futuro alejado del año 2041, el piloto capitán Drake y su mecánico y copiloto Stumpy son los encargados del Megarobot-2: una unidad gigante de transporte de pasajeros con forma de escorpión que atraviesa el contaminado desierto occidental donde alguna vez fueron los Estados Unidos,  en uno de esos viajes son atacados por los Centros, unos rebeldes que sobreviven marginalmente en las afueras del área protegida. Drake llama a su superior Rooney que se encuentra en la sala de control para alertarle de la situación, pero este está interesado en que demuestre las potencialidades de defensa del Megarobot, ya que en el cuartel tiene la visita del General Wa-Lee y su lugarteniente Chou-Sing. Adentro de la cabina de transporte se encuentran varios pasajeros, entre ellos una antropóloga llamada Leda y su amiga periodista Annie que sospechan de una real amenaza ahí afuera mientras el resto piensa que es un simulacro. Al final Drake tiene que ceder ante la orden de acabar con ellos y dispara el cañón láser de la cola tipo escorpión al tanque de los Centros. Luego, el jefe informa a los pasajeros que lo ocurrido ha sido un simulacro y el Megarobot-2 se detiene en la estación, para que desciendan los pasajeros y sean recibidos por un guía que les anuncia una visita a Crystal Vista: la única ciudad que permanece intacta tras el ataque de gas venenoso del año 1993; Drake y Leda se encuentran en el corredor tras salir del ascensor, ella le dice que es un imbécil por su conducta ya que le rompió las muestras que llevaba por lo sucedido pero él le responde con sorna y con ganas de cortejarla, cosa que provoca que reciba un puñetazo en la cara por parte de ella, aunque cuando se repone le dice a su copiloto que está enamorado de esa mujer.
Rooney, junto al teniente Pritchard, finalmente consigue un acuerdo con el General Wa-Lee por la construcción de un Megarobot para el sector asiático, por supuesto que más pequeño y sin armas aunque resistente a los gases tóxicos, y arregla un viaje para que el chino viaje en la cabina detrás del piloto en el Megarobot. Mientras Leda sospecha que en Crystal Vista hay algo sospechoso, Drake en vano le muestra un pedazo del arma que utilizaron los Centros a su superior indicándole que se trata de material perteneciente a la Alianza Oriental, su jefe no quiere escuchar razones ya que necesita el dinero por la venta de pequeños Megarobot en ese mercado y todo termina en una pelea en la que Drake anuncia que se va.
En la muestra del combate Shinkun de exhibición ante los invitados chinos, Drake, Stumpy, Leda y Annie se encuentran pero Wa-Lee reta a Drake a luchar contra él ya que estudió esa disciplina en su formación de piloto, él se levanta pero inprevistamente toma el bo y hace caer al general al suelo respondiéndole que se volverán a ver. Al día siguiente el piloto Boles (en reemplazo de Drake) maneja los controles del Megarobot-2 llevando a los pasajeros hacia Crystal Vista mientras Drake y Stampy están de encubierto en el desierto para atacar a los Centros desde un escondite. El Megarobot-2 se acopla a la estación al llegar a la ciudad fantasma y museo de Crystal Vista, que permanece igual que en los años noventa cuando era una parte de los Estados Unidos, allí el guía teniente Plunkett recibe a los pasajeros y al piloto para darles la bienvenida en esta zona del sudoeste occidental. Mientras tanto, Rooney y el teniente Pritchard ven la muestra de que los rebeldes Centros usan rastreadores satelitales de Asia, Drake quiere abrirle los ojos a su jefe con este material que ha conseguido pero solo logra enojarlo más ya que no le cree. Posteriormente Rooney ve por los monitores de que el General Wa-Lee maneja el MR-2 con el piloto Boles y lo deja divertirse con los controles; a esto el contingente recorre las calles de la ciudad bajo la guía de Plunkett, con los autos, árboles, negocios y todo tal cual conservado de esa época (incluso pasando por un cine que anunciaba la película Puppet Master 54 en cartelera), pero Leda y Annie se separan del grupo y se meten en la secundaria de Crystal Vista para investigar, allí dentro ingresan a un sector abandonado para buscar pistas.
Drake y Stumpy están en un bar bebiendo y el copiloto le cuenta a su amigo que su abuelo escondió al Megarobot-1, mientras casualmente Leda y su amiga dan con el tablero energético del MR-1 al que suponían destruido; las dos salen afuera y Leda le pide a Annie que vaya con el grupo ya que quiere seguir recorriendo más debajo de un sector industrial pero una puerta se abre y aparecen Centros, Leda les dispara para poder escapar. Ya en el Megarobot-2, el contingente de chinos disfruta del viaje al tiempo que en la estación el otro contingente que estuvo en la vieja ciudad de Crystal Vista espera su llegada ya que está retrasado pero Annie se impacienta por su amiga y le responde al guía teniente Plunkett que aparecerá de un momento a otro para no perderse el viaje. En otro lugar de la ciudad, los Centros continúan disparando a Leda sin saber que tanto los rebeldes como los chinos se presentan en la estación para tomar de rehenes al contingente apuntándoles con armas, Wa-Lee mata al piloto Boles ante la vista de todos y ordena que encierren a los pasajeros en la cabina del Megarobot-2.
En la sala de control le avisan al jefe Rooney de la mala noticia, este pide por Drake y lo encuentran junto a Stumpy borracho, por lo que le dan un trago para reanimarlo; ya en la base le cuentan que el General se apoderó del MR-2 cosa que le provoca risa a Drake pero su cara cambia cuando le dicen que tienen a Leda, esto lo hace capacitar y ponerse en acción ya que el Megarobot se ha puesto en movimiento. Drake y Stumpy hablan de que hay una zona cercana a la vieja escuela donde su abuelo y compañeros hablaban del Megarobot-1 por lo que deciden ir a ver, mientras Leda cae prisionera de Chou-Sing y los Centros aunque no por mucho tiempo ya que es rescatada por los pilotos que disparan matando a todos. En los controles del MR-2 manejado por Wa-Lee le comunican por radio de la muerte de su lugarteniente a manos del capitán Drake mientras se dirige al sector de la vieja escuela, ya que Megarobot detecta una gran cantidad de energía. Allí en ese lugar se encuentran Drake, Leda y Stumpy donde ella le muestra lo que había descubierto, el copiloto asegura que se trata definitivamente del Megarobot-1, por lo que abre la puerta computarizada, al conseguirlo entran a la cabina del MR-1 y el capitán Drake consigue apretar los botones para encenderlo pero el tablero computarizado manda la alerta de peligro ya que le avisa que se acerca el otro robot al lugar. Stumpy sale de la cabina para arreglar el transformador ya que hay un mal funcionamiento mientras Drake mantiene los generadores al máximo, al conseguir solucionar la falla el Megarobot-1 tiene potencia para moverse de a poco debajo de la tierra, rompiendo el asfalto y comenzar a levantarse lentamente en la superficie, cosa que produce un festejo en el control central.
El General Wa-Lee se sorprende al ver que existe el MR-1 y es entonces que comienza una espectacular lucha entre los dos Megarobots, en el que Drake deberá tener cuidado para salvar a los pasajeros que están dentro de la cabina arriba del MR-2 y también buscar la manera de acabar con el General y su amenaza, aun teniendo que recurrir a la opción del incremento de energía de emergencia para poder derrotarlo...

Análisis

Tomo para su análisis la edición hecha en video por la videoeditora Teleargentina División Video con el nombre de La guerra de robots; además la película se encuentra doblada al castellano, presumiblemente para captar a un público infantil, pero curiosamente su doblaje fue hecha por la empresa argentina Video Record, al igual que Robot Jox, incluso muchas de las voces utilizadas en esta ocasión son las mismas que en el anterior film, lo que resulta un detalle curioso; el film contiene la presentación de Paramount Pictures tanto al comienzo como en el final al igual que en Demonic Toys (pero sin la de Full Moon en este caso). Al no requerir subtitulado Masterlab no se encargó del multicopiado sino que este videocassette fue realizado por Video Dub Centro de servicios de video. Contiene avances de las películas Primos lejanos, The Ice Runner (Escape en el hielo) y Cazador de recompensas (Bounty Tracker) con Lorenzo Lamas.
La portada contiene la foto del póster original aunque más achicada o recortada en los detalles para que solo se destaquen los dos megarobots, además se destaca en la parte superior de que es una realización de los creadores de Robot Jox (algo bastante similar al poster yankee en su promoción), por otro lado la contratapa trae un resumen muy acotado y general de la trama aunque hay un error, ya que solo existe un Megarobot al comienzo desconociendo la existencia del segundo, así mismo otro error es poner que la película dura 90 minutos cuando en verdad apenas pasa de la hora de duración; todo esto acompañado de tres buenas fotografías y con la excelente diagramación de la videoeditora.
La película tuvo sus emisiones por algunos canales de cable en los noventa como Supercine e I-Sat (aunque podría ser Space también ya que mi hermano no se acuerda). Desconozco si Unovision la tuvo en su programación alguna vez.

Tapa, contratapa de la edición nacional en video y el VHS argentino.

Hola a todos, aquí les traigo otro clásico de la productora Full Moon, próximamente el prometido listado de películas de CineTel Films.

Hasta luego! :)
Federico