jueves, 23 de mayo de 2013

Martial Law (1990) dirigida por Steve Cohen


A comienzos de 1990 una joven productora llamada Westwind Productions, que era propiedad del productor Robert W. Mann, concibió la idea de realizar un film de artes marciales dentro de un género policial; el guión fue escrito por Richard Brandes y se tituló Martial Law (Ley Marcial), ya que una pareja de policías combatían la delincuencia con métodos más que diferentes que un arma o bastón reglamentarios: a patadas y golpes de karate.
Los actores seleccionados fueron Chad McQueen como el oficial Sean Thompson, Cynthia Rothrock como la oficial Billie Blake, Andy McCutcheon hace del hermano de Sean, Michael Thompson, Philip Tan como Wu Han, Vincent Craig Dupree es Faster Brown, Professor Toru Tanaka como Jimmy Kong y David Carradine es el inescrupuloso empresario Dalton Rhodes, el malo a combatir. Hay que decir también que el propio guionista Brandes aparece en el film haciendo un papel secundario como el detective Willis.
El director de fotografía fue John Huneck, Michael Thibault editó la película y Elliot Solomon compuso el score musical para PostModern Sound; Kurt Anderson fue el productor general y Steve Cohen ocupó el cargo de director. La coordinación de dobles y las coreografías de todas las peleas estuvieron a cargo de Philip Tan (el mismo que actúa de Wu Han) y Pete Antico, mientras que Jeff Pruitt fue el entrenador de karate. Los productores ejecutivos fueron Pierre David y Robert W. Mann, ya que además de Westwind la distribuidora canadiense Image Organization (que hacía ya un par de años que estaba comenzando a dar sus primeros pasos en la producción de sus propios films) se quedó con los derechos internacionales (o sea los overseas). En USA se lanzó el 16 de mayo de 1991 como un DTV (película directo al video) por Media Home Entertainment/CBSFOX Video, aunque al día de hoy no está editada en DVD.
Por último la película está registrada a través de la asociación Martial Law Partnership (compuesto por las dos empresas productoras).

Argumento

La trama comienza en la ciudad de Los Ángeles, donde la policía rodea una joyería, ya que tres delincuentes tienen 4 empleados y rehenes tomados y exigen algunas demandas; la situación parece complicada pero el oficial Sean Thompson arriba como un repartidor entregando las dos pizzas que pidieron los malhechores.
El truco funciona ya que hacen un intercambio con una rehén pero Sean demanda el pago, el líder se ríe y lo provoca, ha cometido un error ya que el policía los golpea con sus técnicas de artes marciales y en pocos segundos los reduce, recibiendo la aprobación de su jefe.
En otro lugar una patrulla persigue a un porche que vuela a alta velocidad por las calles, el conductor se atasca y sale corriendo pero los oficiales logran atrapar a su colega antes de que salte una pared, aunque ellos se sorprenden de ver quién es, se trata de Michael Thompson, el hermano de Sean. Más tarde, en el departamento de policía, Sean es avisado de la detención y eso lo enoja discutiendo con él; Michael responde con excusas para que no lo vea como un ladrón de autos. Al día siguiente, mientras Sean termina las clases de su dojo, Mike recibe una llamada de teléfono para que espere en una calle la llegada de una limusina, allí Wu Han, el segundo del señor Rhodes, le dice que su jefe lo espera.
En la oficina de Dalton Rhodes, éste golpea al conductor del Porche robado que huyó mientras le habla a Mike sobre la confianza que le deposita  por el tiempo en que trabaja para él.
A la noche Sean termina de hacer el amor con Billie, una oficial de policía, y ella se retira para seguir con su trabajo policial encubierta mientras que en otra parte de la ciudad, un empleado de un frigorífico encuentra el cuerpo del ladrón del porche en un vertedero de basura. La policía y Sean le muestran las fotografías del cadáver a Mike, el cual lo reconoce y dan por terminado esa parte de la investigación aunque sigue bajo sospecha.
Dalton Rhodes se reúne con un importante hombre de la mafia de Hong Kong, en el gimnasio del primero para cerrar un acuerdo de segur entregando más autos importados de lujo que se roban de varios lugares a cambio de enormes montos de dinero; a la salida los dos y sus hombres se encuentran con Faster Brown, un muchacho que le pide ingresar a trabajar para él, pero Dalton lo termina desestimando porque no le convence y lo echa. Ya en un depósito, Dalton le muestra a esta persona algunos de los vehículos que consiguió, aunque le promete a éste que para esta noche le conseguirá el Porche Turbo que falta para abastecer a sus clientes.
Afuera de una discoteca, Sean es alertado por sus compañeros que Faster Brown se encuentra allí mientras llega Billie para sumarse; mientras que Michael se roba el famoso Porche del estacionamiento de un restaurante y lo entrega en el lugar indicado recibiendo su paga al instante. Sean y Billie lo encuentran y comienza una enorme pelea en el boliche con varias personas que los atacan, pero al final se llevan a Brown detenido del lugar. Dalton y el mafioso se reúnen por el auto pero al primero se le ocurre una apuesta: luchar con Jimmy Kong, el guardaespaldas del jefe de la mafia, si él pierde el auto se lo lleva gratis, pero si pierde deberá pagar el doble. Aceptan y la lucha comienza ante la vista de Mike oculto en las escaleras, pero Dalton Rhodes lo fulmina con su golpe paralizante del corazón con su mano.
Ya de día, Sean arregla con su hermano encontrarse para desayunar y le cuenta que la D.E.A. lo tiene en la mira y que debe cooperar con ellos ya que de lo contrario puede terminar con cargos en su contra. Mientras, Billie y otro policía desbaratan una transacción en la calle, pero al detener a uno de ellos que se había ocultado en un baño para mujeres se encuentra con el cuerpo de Jimmy Kong sentado sobre un inodoro. En la morgue policial, Sean, Billie y su jefe tratan de averiguar que hacía un hombre como Kong que pertenece a la mafia de Hong Kong en Los Ángeles, el jefe pone a Sean en este caso y él le pide que Billie sea su compañera a lo cual el superior accede.
Los dos oficiales comienzan sus investigaciones en el barrio chino, buscando a un chico que pertenecía a esa organización criminal, éste les dice que no sabe nada de lo ocurrido pero al apretarlo con un arma empieza a decir lo que sabe, cuando lo dejan ir una estrella ninja se clava en su espalda y cae muerto: Sean y Billie son rodeados por tres chinos armados pero no contaban con que ellos son la ley marcial de la policía y terminan todos derrotados luego de varios golpes y patadas.
En la comisaría los sujetos no quieren declarar, por lo que Sean le pide a Billie que investigue los últimos embarques que se hicieron por mar para saber del paradero de los autos robados. Faster Brown consigue la libertad condicional mientras que Michael sale con una revisión de su causa al declarar ante el fiscal del distrito, lo cual pone contento a Sean; afuera le deja dinero a Mike para que le compre un regalo de cumpleaños a su madre ante la atenta mirada de Brown.
Luego, Faster Brown se molesta porque tiene una vigilancia policial lo que le dificulta salir y contarle a Dalton su descubrimiento, para eso pergeña que su novia salga como anzuelo para hacer molestar a los agentes mientras que él se escapa por la puerta durante la confusión. Sean le lleva a su mamá una bebida mientras ella luego le cuenta que se preocupa por Mike, ya que descubrió mucho dinero al limpiar su cuarto, Sean se despide prometiéndole que hablará con él más tarde.
Faster Brown llega hasta el gimnasio de Dalton y sus hombres lo reúnen con Mike que se encontraba allí entrenando, Faster dice que lo vio recibiendo dinero de un policía a lo que Dalton decide que lo mejor es llevar a los dos con la limusina hasta las afueras, donde Dalton le entrega un arma a Mike y le pide que mate a Faster; éste corre mientras que Dalton le pide al joven que lo haga para probarle que no trabaja con policías. Los dos muchachos comienzan a pelear pero Mike dispara al aire y le dice a Brown que corra sino quiere morir, cosa que termina huyendo.
Al otro día Sean y Billie llegan a un embarque de aviones particulares donde la investigación de la policía los lleva a otro hombre muerto con la misma técnica china de golpe al corazón, en este caso alguien con el pasaporte de Bolivia pero que no tiene que ver con el robo de autos. Ya de noche, Wu Han les pide a Mike y otro ladrón que roben más Porches para otro negocio pagándoles con un sobre; cuando una camioneta los lleva, Faster Brown los sigue y llama a Sean anónimamente para contarle de un robo que se va a cometer en una concesionaria Porche.
Cuando la pareja policial llega al lugar, el ayudante de Mike sale corriendo perseguido por Billie, mientras que Sean se ocupa de Mike sin saber; Billie lucha con el delincuente hasta que logra esposarlo y Sean se pone furioso al ver que se trata de su hermano, es entonces que lo cubre y le dice que desaparezca de su vista contándole a Billie que perdió al otro ladrón.
En la playa durante el amanecer, Mike arroja el sobre con dinero al agua pero su compañero no suelta información a Billie; Sean dicta sus clases y más tarde le confiesa a Billie que en verdad el ladrón de autos que se le escapó era su hermano y que toda esa situación lo angustia mucho. Faster Brown va a un bar a ver a su novia pero otro de los hombres de Dalton lo reconoce y le apunta con su arma. En su casa Mike llama a su hermano pero cuando Billie le pasa la llamada, Wu Han le saca el teléfono y lo lleva ante su jefe; Allí se le pregunta por haber dejado vivo a Faster Brown, a lo que Mike es interrumpido por el propio Faster, quién le dice a todos que el hermano de él es policía y que pertenece al programa  de ley marcial, es entonces que Dalton les entrega a ámbos un nunchaku para que peleen por sus vidas; el combate termina con Faster en el suelo, pero al no querer matarlo Mike, Dalton con un arma termina haciéndolo y después se encarga del hermano de Sean golpeándolo y matándolo con su golpe mortal al corazón.
En casa de la madre de Sean, ella recibe su regalo de cumpleaños junto a su hijo y a Billie, luego suena el timbre y abre la puerta recibiendo la peor noticia por parte de un policía: que su otro hijo Mike fue hallado muerto.
En la morgue Sean está devastado al ver el cadáver al tiempo que Dalton y Wu cenan sushi y reciben la visita de un coronel llamado Cramer, que le pide las armas que encargó urgentemente; Rhodes le dice que subió el precio a un millón y que dentro de tres días lo contactará. Sean y Billie revisan en el cuarto de Mike sus pertenencias, el primero halla un premio de karate que había ganado y busca la dirección: se trata del dojo de karate de Dalton Rhodes; Sean entra al establecimiento y logra convencer al segundo hombre de Dalton de que puede servir dentro del lugar. Esto le servirá para infiltrarse en la organización sin sospechas y al día siguiente vuelve al lugar para probar sus capacidades de pelea ante los hombres de Dalton, más tarde consigue el nombre del empresario al ingresar a escondidas a su oficina, luego se reúne con Billie con toda la información recopilada sobre él justo a tiempo de que reciba una llamada de Wu para participar de unos “servicios” para Dalton a cambio de dinero; Sean acepta y así poder encontrarse con el jefe cara a cara y eso lo lleva a entrenarse muy duro y así estar en máximas condiciones para enfrentarse a esos sujetos. Ya de noche es recogido por la limusina mientras Billie, que no pudo acompañarlo, lo sigue atrás con su auto pero lo pierde de vista al atravesársele un camión.
Todos se reúnen en el viejo depósito y se dirigen a un aeródromo de aviones particulares para cerrar el negocio, Sean deja un avioncito de papel como pista para que Billie lo encuentre y tenga una idea de dónde se dirige; ella localiza la limusina en el depósito y sale corriendo hasta el lugar. Dalton lejos de cerrar el acuerdo ordena matar a todos los hombres del coronel y a él mismo para quedarse con todo aunque luego de terminar ese trabajo, Dalton y Wu matan a todos los tipos que llevó armados como protección para poder repartirse el dinero entre los dos y escapar a sudamérica; Sean, que logró agacharse justo a tiempo, es amenazado por Dalton de que sabe su identidad como policía y lo reta a pelear con él por los dichos de Mike de que era muy fuerte. La confrontación final será una lucha descarnada entre Wu y Billie (que llega a tiempo de que le disparen a su compañero) y Sean con Dalton para así poder detenerlos de una vez por todas aplicando la ley marcial con todo el rigor.

Análisis

Como dije arriba todavía esta película no fue lanzada en DVD (con excepción de unos pocos países europeos), pero algunas copias online se pueden ver en varias páginas (You Tube incluido) aunque en inglés sin subtitulos, de donde tomé esa versión para analizar este film. En Argentina Ley Marcial fue editada aproximadamente en 1991/92 por Teleargentina, en uno de sus primeros lanzamientos con este nuevo nombre (antes se llamaba Teleamérica); La carátula no trae la foto original del póster con los protagonistas (comentario al margen vemos ahí que Cynthia Rothrock luce un cabello corto y lacio mientras que en la película lo tiene más largo y ondulado), sino una hecha localmente con el título en castellano imitando la tipografía original, mientras una mano ilustrada le da un golpe de karate a la palabra marcial quedando muy bien el efecto. Se destaca primero en la tapa el nombre de David Carradine (el actor más reconocido en nuestro país en ese entonces) y luego abajo los de McQueen y Rothrock; donde curiosamente solo aparece el nombre del productor Kurt Anderson y no el del director. Quizás me aventuro a decir que posiblemente esto se haya debido a que como fue el director de la 2 sería para esta época una persona más reconocida al momento de destacar su nombre por el de Steve Cohen, pero solo es una conjetura ya que ningún otro miembro del equipo técnico aparece mencionado; posiblemente la videoeditora ya tendría los derechos para editar la secuela por lo cual decidió ponderar el de Anderson solamente.
La contratapa contiene un texto que resume la idea del film como si en todas las acciones que se suceden solo actuara Sean Thompson sin mencionar nada de su compañera lo cual es un grave error. Finalmente se puede decir que contiene buenas fotos y diagramación en general, uno de los puntos fuertes que siempre tuvo la videoeditora.
En cable creo que no se la pudo ver ya que Unovisión nunca la emitió (pero si sus “secuelas” se repitieron muchas veces) o al menos desde la época en que yo tuve cable desde 1995; En cambio sí fue emitida por el canal de aire Telefé un viernes a la noche durante 1996 en la época en que el canal de las pelotas destinaba ese día en particular a emitir films clase B, en parte producto de que Daniel Yankelevich, uno de los socios de Teleargentina, es el hermano de Gustavo Yankelevich, quién fue gerente del canal durante la década del noventa.


Tapa y contratapa de la edición nacional en video (foto cortesía de RaroVHS).


Finaliza mayo y aquí les traigo otro film de una saga que me encanta bastante: Ley marcial; para el mes que viene seguimos principalmente con más material sobre la productora Cannon y posiblemente siga explorando las continuaciones de esta película.

Saludos para todos!!!
Federico

sábado, 11 de mayo de 2013

Historia de The Cannon Group Inc. (1967-1993) Undécima parte

Algunos títulos editados por HBO/Cannon Video (USA):




































Seguimos con más de los negocios diversificados de la productora Cannon y, en este caso, explorando sus videoeditoras que han sacado películas que no fueron hechas por la productora en VHS como dije en el informe anterior. En el mes de Junio tocará ver los films que sacó la rama inglesa en video (la que era anteriormente Thorn-EMI), bajo el nuevo nombre de Cannon Screen Entertainment. A fin de mes postearé en el blog el análisis de una nueva peli.

Saludos para todos!!!
Federico